Por qué El Vaticano y EEUU pararon el referendo revocatorio en Venezuela

Comprender la complicada situación venezolana, debido a la cantidad de variables que se involucran en el tema de su ruina, ha sido un asunto que ha requerido de mucho tiempo de recopilación, pues el fondo este conflicto encierra grandes intereses, de los que los venezolanos, no dan cuenta, todos, los que están sufriendo hambre y miseria, los que por la vía democrática intentan controlar el poder y los detractores fanatizados contra la oposición, cada cual ocupado en sus pequeños objetivos, mientras que del lado oficialista, sólo hacen lo posible por mantenerse en el poder y evitar juicios, cárcel y preservar las fortunas robadas.
Barack Obama, es uno de los artífices, con mucho poder, junto a El Vaticano, de que en Venezuela no se concretara el referendo revocatorio en 2016, tras esa acción, los intereses de potencias y transnacionales se imponen, a costa del sufrimiento de todo el pueblo de Venezuela, con hambre y crisis sanitaria
Es más fácil, para las grandes potencias y las compañías petroleras internacionales, hacerse de los recursos venezolanos, al menor costo posible, manteniendo en el poder a los irresponsables, delincuentes y al mismo tiempo asustados y desesperados en el PSUV, investigados por la DEA y el Departamento del Tesoro, que arrebatar a Pdvsa, Citgo y los recursos mineros, a un gobierno democrático, electo por el pueblo, legitimado, como ocurrió ya el pasado 6D de 2015, con la victoria democrática en la Asamblea Nacional (AN). El Vaticano y EEUU, actúan como el policía corrupto en Venezuela, que detiene al ladrón con un celular robado y en vez de meterlo preso, le quita el teléfono, y lo deja ir. Así pasó con el referendo revocatorio que se debía hacer en 2016.

En Venezuela el saqueo sigue. El castrochavismo, que robó a gran escala recursos de Pdvsa, llevó esos capitales a EEUU y Europa, además se mezclaron con el narcotráfico, ahora son presas de los sabuesos de las autoridades financieras y antidrogas norteamericanas que persiguen y congelan cuentas de castrochavistas que hoy tienen altos cargos en el poder. Un ejemplo de ello es el juicio a los “narcosobrinos”. Es una manera de mostrarle a los que están en Venezuela en el poder, que deben entregar, colaborar o la suerte destinada es la de los dos sobrinos de la “primera combatiente”.
Al mismo tiempo, el castrochavismo mantiene en el país, de rehenes, presos políticos, hambre, miseria y colabora con las grandes potencias, en la ruina de Venezuela, así los costos para las petroleras y transnacionales, serán más bajos.
La etapa que viene va acelerar este proceso. Porque una de las grandes, Exxon Mobil, viene a cobrar y ahora tiene poder real siendo que el CEO de esta compañía, Rex Tillerson, es ahora parte del gabinete de Donald Trump, con sendos lazos en Rusia.
Baker Huges (EEUU), Chevron (EEUU), Repsol (España), ENI (Italia), Rosneft (Rusia), CNPC (China y otras empresas de ese país), ONGC Videsh (India), han recibido sin licitaciones, fuera de la Ley de Hidrocarburos que las obligaba a implementar empresas mixtas con Pdvsa, en los últimos meses, unos 1.500 pozos petroleros, y los yacimientos de gas costa afuera en Falcón, sin nombrar la entrega de la Plataforma Deltana a Chevron, cuando la crisis del paro petrolero, con un pago ridículo de parte de esa transnacional, a Venezuela. Hasta el legado de Chávez, Nicolás “se lo pasó por el forro”, con lo de la Ley de Hidrocarburos.
Ha sido siempre en los momentos de peligro para el régimen castrochavista, que las compañías transnacionales han obtenido “el lomito” venezolano. No era excepción en la actual ocasión, en que la realización de un referendo revocatorio, que pondría fin al régimen, se ponía en peligro también la avanzada de las compañías que se instalan en Venezuela, silenciosamente, con contratos firmados en Nueva York, sin aprobación de la Asamblea Nacional, bajo la complacencia del nefasto gobierno de Barack Obama, un extorsionador del clan Clinton, que si bien ha puesto sobre los ladrones del castrochavismo el peso de la persecución por la corrupción en Pdvsa y el narcotráfico, de esa manera extorsionan y chantajean para que entreguen los recursos venezolanos, Allí está Barrick Gold, la minera más grande del mundo, con contratos para el Arco Minero. Sin embargo, ante la grave situación social, que puede producir un temible estallido social, las amenazas siguen. Ahora Nicolás advierte que dejará sin efecto a la AN, a principios de 2017, esto conviene a las petroleras transnacionales, porque una AN anulada, no tendría manera de revertir las concesiones ilegales que hasta ahora han recibido, bajo su propio riesgo, en medio del saqueo a Venezuela y que debieron ser aprobadas por el Parlamento.
El analista Rafael Poleo ha planteado que entre Rusia y EEUU, podría surgir una especie de canje, EEUU entrega Ucrania y Rusia, entrega a Trump, Cuba y Venezuela. La semana que terminó, se supo cómo ya Citgo está totalmente hipotecada, empeñada, no habrá recursos para pagar por la petrolera, única con la que Venezuela puede exportar su petróleo a EEUU, que es lo que medio mantiene los ingresos fiscales del Estado venezolano, que al perderse, el gobierno quedará en total colapso, el nacional, los regionales y municipales.

La cúpula de poder castrochavista, pasará a la historia, como artífice de la destrucción de Pdvsa, empezando por Hugo Chávez, la cual está siendo entregada por partes, debido a que los personeros oficialistas, sienten como el fiscal Pret Baharara, acusador de los “narcosobrinos” presiona duro y cada vez hay nuevas noticias de detenidos, colaboradores y testigos bajo protección.
Entiéndase lo anterior entonces, cómo un repugnante Barack Obama, solicitó a El Vaticano, a que interviniera y que la Mesa de la Unidad (MUD), bajara la guardia, luego que se dispusiera a reclamar en las calles, la realización del referendo revocatorio.

De haberse hecho el referendo revocatorio en 2016, en Venezuela hubiese habido elecciones presidenciales, que hubiesen permitido un nuevo gobierno.
Con un gobierno nuevo, legitimado y ratificado ante el mundo, con una AN que ha soportado todo para mantenerse en el marco de la Ley y la institucionalidad, no es posible el saqueo, que ahora se comete contra las riquezas y recursos venezolanos, con la complacencia de EEUU,
Europa y El Vaticano, poderes que son los que en el fondo se reparten al país y sostienen al régimen castrochavista, débil, delictivo, sin posibilidad de siquiera reclamar nada con el asunto de la soberanía, porque por ladrones y narcotraficantes, ahora son presa del sometimiento global de Venezuela y sus recursos, a ello entonces, los daños colaterales, la hambruna, la hiperinflación, los saqueos, la criminalidad, la crisis sanitaria, producto del robo sistemático de los recursos que por renta petrolera entraron al país en los últimos 15 años.
El proceso de entrega de los recursos venezolanos ha empezado, así se abrirá 2017. Nicolás con su amenaza a la AN, sólo confirma que no tiene más remedio que proteger la entrega de pozos petroleros, concesiones y contrataciones, que sólo la AN, puede declarar ilegales. 
En esta puja de poderes, en un todo contra todos, en medio de toda la confusión que reina en los ciudadanos, en que hay acusaciones y señalamientos de todo tipo, divisiones fuertes en el PSUV y en la oposición, las grandes potencias juegan duro su ajedrez, de cumplir una de las previsiones que uno de sus Péndulo, de Rafael Poleo, hace tiempo hizo saber: Venezuela perderá su soberanía a causa del chavismo y allí están las grandes potencias y compañías petroleras del mundo, esperando que este país, hundido en la ruina, la miseria y debilitado al extremo, termine en manos de los grandes intereses y poderes del mundo. Perdimos todos. Gracias Francisco Bergoglio, gracias Barack Obama.
Sobre todo este proceso es que 2017 se desarrollará políticamente, porque en el oficialismo, hay quienes ya se han adelantado y saben lo que viene. Las grandes compañías, una vez culminen el saqueo y apoderamiento de toda la estructura energética de Venezuela, estarán obligados a restablecer la democracia e instituciones en este país, para garantizar sus inversiones y la llegada de más, sólo falta determinar, cuánto tiempo se llevará esto y eso depende de cuánto piensan arrebatar.