"El que no sea Chavista no es venezolano".

Publicado por: Apertura Venezuela, http://aperturaven.blogspot.com/
Apertura Opina, 27 de Junio de 2012
La frase que titula el artículo, fue dichas por el primer mandatario, y esto ya es en su significado algo inaceptable. Es una frase que en una democracia resulta inaceptable, más aun, abominable y que por lo tanto, no debe estar en boca de ningún gobernante que se precie de medianamente demócrata.

Entendemos que este lenguaje es utilizado entre otras cosas para posicionarse en los medios, también para reforzar el temor o procurarlo, pero aun así es una frase, y repetimos, absolutamente inaceptable. No queremos sumarnos a una de las líneas tácticas del comando gobiernero, pero estas expresiones definen a un gobierno.

En la realidad viva, la frase dicha lo que hace es verbalizar públicamente lo que se ha venido practicando soterradamente, ahí tenemos lo ocurrido en Los Semerucos, con las familias de los empleados de PDVSA en conflicto, o lo que significa la mal llamada “Lista Tascón”, debería llamarse “Lista Chávez”, y más recientemente lo ocurrido con más de 20.000 venezolanos residenciados en la zona de La Florida, EEUU, a los cuales dejaron sin asistencia consular únicamente por consideraciones electorales. En la práctica todo opositor ha venido siendo tratado como un “NO Ciudadano”. Es lo que se define como APARTHEID político.

La otra vertiente que no se puede obviar es el escenario donde fue pronunciada esta triste frase, en la parada militar que sirvió para conmemorar la Batalla de Carabobo. En el pensamiento militar existen amigos, enemigos o aliados. Si a los opositores venezolanos se les clasifica en este ámbito como NO venezolanos es que son traidores o apátridas y por tanto enemigos que se encuentran dentro del país. Es claro que todo enemigo interno puede y debe ser neutralizado, es un deber patriótico. ¿Podemos imaginarnos mayor aberración?

Sabemos que los militares son expresión de lo que ocurre en la sociedad en general y que llegado el momento de la verdad la mayoría no se plegará a estas concepciones que solo pueden clasificarse como criminales.

Sin duda y una vez hechas palabras públicas, expresadas urbi et orbe, para la ciudad y para el mundo, permite hacer una definición en el mismo tenor, para que quede claro de cara al mundo. Este es un gobierno fascista.
A nuestros conciudadanos del pueblo que aun apoyan a este gobierno, ustedes tienen derecho de creer en lo que quieran, pero examinen lo que se desnudó en esa expresión y tomen su decisión a conciencia, de nuestro lado siempre serán recibidos como compatriotas.

Es claro que el problema de tener un gobierno totalitario fascista es un problema que debe ser resuelto por los venezolanos, y los venezolanos hemos escogido la ruta electoral. Estamos conscientes que la construcción de la democracia y de una democracia solida depende en gran medida de cómo se llega a ella. Pero lo que no comprendemos es que existan países que se denominen democráticos y que presten su apoyo a este gobierno. Es cierto que el gobierno les ofrece oportunidades de negocios pero eso no debiera justificar a un demócrata. Desde este pequeño espacio de expresión hacemos un llamado a la reflexión a estos países.

En Venezuela nos encaminamos a una elección definitoria, mas no definitiva, pero posterior al 7 de octubre caminaremos a construir una democracia o entraremos en una etapa de mayor conflictividad, cada ciudadano consciente debe convertirse en un vocero de la democracia, en un activista porque su futuro individual y familiar depende de ello.

Sabemos que #hayuncamino y ese camino es votando y promoviendo el voto por Henrique Capriles, que es el voto por la democracia. También consideramos un deber que formemos parte de la organización de nuestros centros electorales para colaborar en la defensa del voto, y nos preparemos para el día siguiente, de eso hablaremos en su momento.

Comentarios