EL AÑO PERDIDO DE HUGO CHÁVEZ.

Publicado: http://www.soschavez.org/ 09 de mayo 2012
Hoy, hace un año, empezaron los problemas de salud de Hugo Chávez. Semanas después, el presidente sorprendió a los venezolanos – y de hecho al mundo – con el anuncio de que había sido diagnosticado con cáncer. Incluso en esta primera etapa, el gobierno mantuvo su enfermedad envuelta en secretismo. La mayoría de los venezolanos estaban demasiado sorprendidos como para notar que Chávez ni siquiera dijo donde el tumor estaba localizado.

Luego se fue rápidamente a Cuba para recibir cirugías y sesiones de quimioterapia. Los tratamientos lo dejaron calvo y visiblemente hinchado. Siempre siendo el hombre del show, Chávez todavía dio su mejor actuación para los venezolanos. Hizo una aparición en el Palacio de Miraflores, jugando béisbol con sus asesores políticos y haciendo alardeo de su naciente recuperación; el 20 de octubre, oró en el santuario católico de La Grita y se pronunció “curado” (esto sería el primer ejemplo de muchos por venir, especialmente de su aparición en la iglesia de su tierra natal de Barinas, donde tembló y lloró, pidiendole a Cristo que salvara su vida.)

Más tarde nos enteraríamos de que su aparente recuperación fue más que un espejismo inducido por esteroides, y que su cáncer había vuelto como una neoplasia maligna aún más feroz que el de antes. Regresó de nuevo a toda velocidad hacia las costas de La Habana para más tratamiento. Mientras Chávez prepara su cuerpo para luchar contra el cáncer hasta la muerte, los órganos de su gobierno también se preparan para lo peor. Líderes dentro del PSUV comenzaron a hacerse seguros de sí mismos; seis personas poderosas surgieron como los principales contendientes para asumir los poderes de Chávez si el presidente muere,

Este escenario se ha vuelto cada vez más probable. Chávez ahora ha pasado un total de100 días en Cuba, y ha gastado más de 12 millones de dólares del dinero de los venezolanos, en su peculiar marca de turismo médico. El Comandante antes emitía discursos orgullosos desde su balcón de Miraflores; y ahora se dirige a los venezolanos a través de tímidas llamadas telefónicas y tweets. De hecho, ha pasado tan poco tiempo en su propio país que está dirigiendo al gobierno a través de su cuenta de Twitter (una cuenta que, como S.O.S. Chávez ha expuesto, es probable que no sea controlada por Chávez sino por uno de sus ayudantes). Ante el temor de que los buitres de su propio partido no tarden en aprovechar la oportunidad de tomar el poder, Chávez se acercó a su grupo militar, promocionando a sus generales principales y poniendo en marcha a una unidad especial de investigación para rastrear los potenciales intentos de autogolpe; sospechamos que esto no es más que un truco del gobierno para mantener a los críticos fuera de balance y garantizar que el PSUV mantenga el poder sin importar lo que pase. Chávez también nombró a un "Consejo de Estado" compuesto por seis consejeros, como posible órgano transitorio para ayudar a gobernar a Venezuela y mantener el orden dentro del PSUV.

El gobierno, siempre dependiente de sus herramientas de propaganda y distracción, encontró las formas más extravagantes de negar la cruda realidad. Llamaron al empeoramiento de la salud de Chávez sólo rumores, argumentando que el Comandante no está más que “convaleciente,” recuperando sus fuerzas para la elección de octubre; llamaron a los titulares sobre la metástasis y la fractura ósea fabricaciones, planes de la oposición política, y planes de entrometidos actores extranjeros – estaban desesperados por mantener la atención en cualquiera menos que en el propio Chávez.

Sin embargo, ningún volumen de propaganda podría distraer a los venezolanos de la serie de espantosos titulares a los que Chávez últimamente ha sido objeto. Noticias de que el cáncer se ha diseminado por todo el cuerpo de Chávez; de fracturas de cadera por la radioterapia;  de que el presidente ya no puede caminar sin ayuda; de que ya ningún médico tiene la esperanza de que su enfermedad pueda ser curada; de que pasa cada día en tal agonía que requiere de dosis constante de morfina; y de que su muerte está tan cerca que los periodicos ya ha hasta creado sus obituarios...

Es en este año y con estas humildes revelaciones, es que reflexionamos. Hugo Chávez es un hombre a la vez amado y despreciado, sin embargo, él ha cumplido con todos los retos con carisma y fuerza aplicable a su icono, Simón Bolívar. Cada reto, pero hasta éste. Hugo Chávez puede que permanezca vivo hoy, pero todos aquellos que han observado al hombre a lo largo de este transcurso pueden decir que el cáncer ya lo ha vencido. Hasta los momentos continuará sus viajes desde y hacia Cuba, regresando siempre como una sombra de lo que fue. Hasta el día en el que ya no pueda retornar…

fuente: S,O.S. Chávez

Comentarios